“Soy un privilegiado por haberlo jugado”

445

A pesar de que hoy por hoy está en otro club, Julián Fernández, una de las joyas de las inferiores de All Boys, vive como un hincha más la previa del partido frente a Nueva Chicago de este sábado a las 17hs.

La historia ya es conocida por todos. Después de 15 años, All Boys y Nueva Chicago volvían a verse las caras en el Superclásico del ascenso. El partido en la previa parecía ser duro pero en la cancha solo dominó el Albo, que aprovechó cada ocasión que tuvo y cortó los circuitos de juego del rival para ganar el duelo por 5-2. Ya pasó un poco más de un año de aquel 26 de marzo y ni jugadores ni hinchas pasan un día sin recordar aquel día que pasó a la historia. Pero hay alguien en particular, que por su condición de hincha, jugador, y encima uno de los goleadores del encuentro, que le quedó marcado a fuego aquella goleada: Julián Fernández. “Si bien sabía que era difícil poder meter un gol en un clásico, por la posición en la que juego, de chico siempre soñaba con meterles un gol y tuve la suerte de que en mi primer partido con ellos pude convertir”, recordó Juli que admitió a su vez que se acuerda “de memoria del gol y lo mira a cada rato”.

Fernández, que bien supo llevar y defender la 5 del Albo durante tres años y que hizo divisiones inferiores en el club, vive como hincha este partido. “Ya estuve mirando videos de la hinchada, y estoy ansioso por lo que puede llegar a venir. Como hincha estos partidos no los olvidás y si lo ganás puede ser un envión importantísimo para lo que resta del campeonato”, marca Julián, que sigue la campaña bien de cerca y se lo escucha confiado y ansioso por lo que viene.

“Este tipo de partidos se tienen que jugar con tranquilidad, sin olvidar que son tres puntos que si bien son importantes, no tienen que disputarse como si fuera una guerra, y creo que en eso Pepe (Romero) es vital porque al jugador le transmite mucha tranquilidad”, asegura el mediocampista que debutó con Pepe a mediados de 2013, en un partido por Copa Argentina ante Boca Juniors.

Actualmente en Olimpo de Bahía Blanca, en Primera División, Julián no olvida sus raíces y recuerda con mucho orgullo haber podido jugar el cruce que se reeditará este sábado 6 a las 17hs: “Si bien hoy me toca defender otros colores, mi corazón está en All Boys. Me encantaría poder volver a jugar este partido otra vez, soy un privilegiado por haberlo jugado”.