Por la trigésimo sexta fecha de la B Nacional 2015, All Boys perdió 1 a 0 ante Guillermo Brown de Puerto Madryn. El equipo realizó un correcto partido pero otra vez falló en la definición y lo pagó caro. Nuevamente hubo errores arbitrales graves que perjudicaron al albo.

Segunda derrota consecutiva e inmerecida. El equipo desarrolló una muy buena primera etapa en donde debió sacar la diferencia en el marcador. No lo hizo porque no estuvo fino en los metros finales. Desde el comienzo hasta el fin manejó el trámite y acorraló al rival que se defendió en su propio campo y solo apostó a una contra esporádica que nunca la tuvo. Por lo tanto la igualdad al término del primer tiempo no era lo que marcaba la realidad.

En el complemento sucedió algo impensado. La visita movió el banco de suplentes, refrescó la cabeza y salió con otra actitud. Más agresivo y al minuto consiguió el 1 a 0. La única distracción de la defensa le costó un gol en contra. A partir de ahí, el equipo que recibió un baldazo de agua fría buscó desesperadamente el empate. Con más ganas e impotencia que claridad y precisión. Llenó de centros el área de Burrai que no logró vulnerar aunque hubo dos jugadas polémicas. Mazurek habilitó a Olego y este definió bárbaro convirtiendo pero a instancias del asistente Diego Martín, el árbitro Ramiro López marcó un offside inexistente. Luego a Burrai se le escapó el balón y entró a la red aunque para el juez hubo una infracción de López que no existió.

Parece raro pero en Caballito, en Tucumán y ahora en Floresta las ternas arbitrales tuvieron su participación perjudicando al equipo. Es preferible no hacer referencia y no es excusa pero los jueces están siendo determinantes con sus equivocadas decisiones. Da bronca y fastidio una derrota más porque All Boys está siendo protagonista y desplegando un juego vistoso en el cual supera a su adversario. Le falta ser eficiente en la última jugada y no tener ninguna desatención defensiva. Se viene un fixture duro pero el objetivo de la permanencia está a la vuelta de la esquina. No hay que perder la tranquilidad y apelar a esos pocos puntos que faltan para asegurar la plaza en la categoría.

FORMACIONES:

ALL BOYS (0):

  • 1-Lucas Di Grazia; 4-Rodrico Arciero, 6-Cristian González, 2-Maximiliano Pellegrino y 3-Maximiliano Martínez; 8-Emmanuel Perea, 5-Julián Fernández y 11-Matías Jaime; 10-Franco Mazurek; 7-Franco Olego y 9-Hernán Rivero. DT: José Santos Romero.
  • Suplentes: 12-Gianfranco Cao, 13-Leandro Corulo, 14-Darío Stefanatto, 15-Ezequiel D’Angelo, 16-Leonel Di Plácido, 17-Jonathan López  y 18-Marcos Pirchio.

GUILLERMO BROWN (1):

  • 1-Javier Burrai; 4-Alejandro Rebola, 3-Deivis Barone, 2-Federico Velázquez y 6-Alán Moreno; 7-Mariano Barale, 8-Sergio Sánchez, 5-José Lincopan y 11-Gastón Bottino; 10-Hernán Zanni y 9-Flavio Ciampichetti. DT: Carlos Fuentes
  • Suplentes: 12-Emanuel Bilbao, 13-Marcos Rivadero, 14-Pablo Jofre, 15-Martín Dedyn, 16-Hugo Iriarte, 17-Leonardo Marinucci y 18-Maximiliano Badell.

GOL: 46′ Leonardo Marinucci (GB)

CAMBIOS:45′ Marcos Rivadero x Mariano Barale y Leonardo Marinucci x José Lincopan (GB); 65′ Marcos Pirchio x Hernán Rivero y Jonathan López x Matías Jaime (AB); 76′ Leonel Di Plácido x Rodrigo Arciero (AB); 86′ Martín Dedyn x Flavio Ciampichetti (GB).

AMONESTADOS:

  • All Boys: Maximiliano Martínez
  • Brown: Hernán Zanni y Sergio Sánchez

ÁRBITRO: Ramiro López

ESTADIO: Islas Malvinas